Anika entre libros

El linaje de la luna negra

Ficha realizada por: Anika Lillo
El linaje de la luna negra

Título: El linaje de la luna negra
Título Original: (El linaje de la luna negra, 2016)
Autor: David Mateo
Editorial: Kailas


Copyright:

© David Mateo, 2016

© Kailas Editorial, S.L., 2016

Diseño cubierta: Rafael Ricoy

Edición: 1ª Edición: Septiembre 2016
ISBN: 9788416523337
Tapa: Blanda
Etiquetas: persecuciones, Barcelona, asesinatos, psicópatas, gemelos, literatura española, maldiciones, niños robados, novela, Nuevo Orden Mundial, posesiones, demonios, secuestros, suicidios, terror, miedo, horror, cáncer, tortura, talismanes, invocaciones, Lilith, Alto Urgel, Hospital del Tórax, víctimas, sobrenatural, investigadores paranormales
Nº de páginas: 500

Argumento:

1ª Línea temporal:

Un grupo de niñas son sacadas de un orfanato para que participen en una invocación terrorífica con el fin de salvar a Isabel Gramunt del acoso de un ser infernal, y son llevadas al Palacio Desvalls.

2ª Línea temporal:

Una chiquilla es secuestrada por un psicópata monstruoso que roba niñas y las mete en jaulas casi hasta que mueren. La cría conseguirá sobrevivir…

3ª Línea temporal:

Dafne ha vuelto a recaer, el cáncer la está matando, pero no quiere abandonar su posible futuro y acepta trabajar con su mentora de Bellas Artes en el Palacio Desvalls. Su encargo principal -por parte de la Fundacion Exégesis- es recuperar una ninfa robada.

Una maldición que conocimos en la primera línea temporal (en 1936) tendrá que terminar, para bien o para mal, en la actualidad.

 

Opinión:

 

Este libro tendría que haberse titulado "Lilith", porque habría hecho una referencia más directa a su contenido y a su esencia: el horror. "El linaje de la luna negra" remite a la fantasía oscura, y algo de eso hay, pero es, sobre todo, un libro de terror, y Lilith lleva un gran peso en la historia. De hecho las escenas más potentes se las reparten entre este ser y otro físico y monstruoso que se dedica a capturar niñas pequeñas, enjaularlas, y alimentarlas lo mínimo sin dejarlas vivir tiempo suficiente para escapar.

Y si hay dos monstruos en esta novela, también hay dos víctimas principales hermanadas que no tienen constancia la una de la otra (hasta el final). Una es Eli, la única niña que por un golpe de suerte logra escapar del monstruo, el Ogro de Lupiñén, y la otra es Dafne, una jovencita criada por un cura (Ezequiel) que lucha contra un cáncer que quiere llevársela ya. Eso hace que Dafne decida "vivir" como antes nunca lo ha hecho, y tome decisiones que antes no habría tomado, como hacerse amiga de un trío de chicas que dicen pertenecer a la Hermandad de las Hijas de Artemisa, y una de ellas es, casualmente, la hija del multimillonario que busca la ninfa perdida, Ada.

Esta novela recupera a Abel Barros, el protagonista de la novela "Noches de sal", un joven médico que cuando aún era estudiante en Valencia vivió una experiencia sobrenatural en la que perdió al amor de su vida. No es necesario haber leído la novela anterior porque solo comparten al personaje y el tema sobrenatural, pero en ningún caso son continuación la una de la otra. David Mateo suele ambientar sus novelas en Valencia -de donde es él- cosa que siempre me ha fascinado, pero él tenía interés en ambientar una en Barcelona, y ya lo dijo en aquel entonces. Ha cumplido. No conozco muy bien Barcelona pero creo que lo ha hecho muy bien porque me ha parecido verla a través de sus ojos.

David Mateo es uno de esos autores que sabe escenificar muy, muy bien las escenas de terror que otros sólo rozan. Creo que es su fuerte, es bueno en eso. Imágenes espeluznantes, macabras, terroríficas. Cualquier amante del terror estará encantado de leer esta historia y deleitarse con las escenas nombradas, tanto las más reales (las pertenecientes al secuestro de niñas) como las más fantasiosas (las relacionadas con el acoso de Lilith). Mateo tiene un sobresaliente en las escenas terroríficas porque son muy potentes.

En la novela ocurren muchas cosas y aparecen muchos personajes, pero el autor ha conseguido que nadie se pierda. Siempre queda clarísimo quién es quién y qué hace ahí. Esto es un logro porque hay muchos autores que con novelas más sencillas consiguen que nos perdamos. No ocurre esto con "El linaje de la luna negra". De hecho engancha, y me he visto varias noches leyendo hasta que me dolía la cabeza. La última noche, incluso, me dormí agotada ¡en la última página! Y desperté rápidamente para terminar la novela aunque perdiera el sueño después.

David Mateo ha dejado un final inteligente, de esos que le permiten, si quiere, crear otra novela que colee de ésta. No puedo hablar de ella porque sería el gran spoiler, pero si quiere, puede hacerlo y regalarlos otra estupenda novela de terror oscuro.

Por cierto, que los amigos del autor podemos reconocer un guiño que hace a un amigo suyo (no sé si habrá más porque no conozco a todos sus amigos, y que sepáis que tampoco es la primera vez que lo hace): Juan José Tena aparece en esta novela como un investigador paranormal y escritor que ayuda a Abel Barros en su indagación sobre Isabel Gramunt y sus descendientes.

Resumiendo: La recomiendo para los amantes del terror porque es espeluznante, ¿y qué queremos los amantes de terror? Ahí queda dicho.

Anika Lillo

 

Foto homenaje:

Ellinajedelaluna 800x 600

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad

Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura