Anika entre libros

Crímenes exquisitos

Ficha realizada por: Pilar López Bernués,Anika Lillo
Crímenes exquisitos

Título: Crímenes exquisitos
Título Original: (Crímenes exquisitos, 2012)
Autores: Nieves Abarca, Vicente Garrido
Editorial: Versátil
Colección: Off Versátil Thriller


Copyright:

© Vicente Garrido Genovés y Nieves Abarca Corral, 2012
© Ediciones Versátil, S.L. 2011

Edición: 1ª Edición, Enero 2012
ISBN: 9788492929528
Tapa: Blanda
Etiquetas: corrupción, arte, mafia, criminales, asesinos, psicópatas, sociópatas, género negro, policiaca, literatura española, terror, thriller
Nº de páginas: 797

Argumento:


Lidia Naveria, hija adolescente de un importante hombre de negocios de A Coruña, aparece asesinada tras unos días desaparecida; pero ese crimen es especial… El homicida ha abandonado el cuerpo recreando un escenario tan bello y fascinante como horrible, nada menos que una "performance" muy lograda del famoso cuadro "Ofelia" de Millais.
 
Meses antes, en un cementerio de la abadía de Whitby, situada al norte de Reino Unido, una joven había muerto de forma similar y también en ese caso existía una recreación artística, en aquella ocasión basada en el libro "Drácula" de Stoker.
 
¿Pueden estar ambos crímenes relacionados? ¿Puede un asesino en serie actuar en dos países?
 
La inspectora Valentina Negro y su equipo, a los que se une el famoso criminólogo Javier Sanjuan, liderarán una impresionante investigación a caballo entre Londres y A Coruña, colaborando con Scotland Yard contra reloj mientras aparecen nuevas víctimas.
 
Junto a esa búsqueda de indicios que permitan dar con un asesino muy cuidadoso, que no ha dejado rastros, el día a día de los investigadores también tendrá que lidiar con otros temas: corrupción, tráfico de influencias, trata de blancas… y una parte de la prensa sensacionalista.

 

Opinión:

 

Pilar López Bernués

La novela es la primera obra de ficción del criminólogo Vicente Garrido y también de Nieves Abarca.
 
De entrada, cabe señalar el exquisito estilo que ha nacido de la unión literaria de esos dos autores, que han sabido dar forma a una historia trepidante, con importantes referencias artísticas, musicales y un amplio contenido que enriquece la narración. Juega un papel muy destacado el personaje de Javier Sanjuan, ese criminólogo que va elaborando perfiles a medida que el lector los asume y se convierte en partícipe de sus estudios, reflexiones, dudas…
 
La obra es una novela policíaca, en efecto, pero perfectamente podría tratarse de una crónica. Las vidas de los protagonistas intervienen mucho en la historia y los investigadores no se enfrentan exclusivamente a ese asesino en serie, que es el centro de la trama, sino que su día a día está perfectamente explicado y han de lidiar con prensa, opinión pública, presiones…, también con un personaje importante al que tienen en el punto de mira por otros motivos pero al que no han podido echar el guante a causa de sus contactos de altísimo nivel en esferas políticas e incluso eclesiásticas.
 
No es esta una novela en la que "todos" pueden ser criminales y el desenlace se da en la última página, más bien refleja el recorrido que unos investigadores van haciendo poco a poco, desmadejando un ovillo, estudiando indicios en ocasiones mínimos y apoyándose en la ayuda inestimable de un criminólogo, con su elaboración de perfiles y conocimiento de la psicología criminal.
 
Casi 800 páginas tiene el libro y desde las primeras ya supe que me sabrían a poco. Puedo decir que leo mucha novela negra y que esta me ha sorprendido, me ha intrigado, tiene instantes exquisitos, atrapa esa vinculación con el mundo del arte y es, con diferencia, de las mejores y más completas que he leído hasta el momento. Posee también una buena carga emocional y psicológica sin olvidar las bajas pasiones de algunos, secretos inconfesables, traumas o hasta escenas de sexo. Si tuviera que ponerle un calificativo, ese sería "genial" o para hacer referencia al título: exquisita.
 
Pilar López Bernués

 

Anika Lillo

Casi ochocientas páginas emocionantes e intrigantes que despiertan rápidamente la curiosidad. Y no lo tenían fácil los autores. Nieves Abarca y Vicente Garrido han sido capaces de unir muchos temas y muchos personajes en una sola trama, o varias tramas que acaban uniéndose en un solo lienzo. Ahí queda todo dibujado y bien atado: los corruptos, la trata de blancas, el arte, los psicópatas, las performances, los otros sospechosos, los secuestros, los asesinatos, las torturas, la vida amorosa de los protagonistas, los perfiles criminológicos, pasados que pesan y que son capaces de llevar a algunas personas hasta límites insospechados, el sexo duro, las organizaciones secretas, la investigación, las dudas cuando parece que todo se ha acabado…

Del final que "no" es realmente final -y lo entenderán cuando lo lean o quienes lo hayan leído- sólo puedo decir que para mí fue fácil saber de quién estaban hablando. De hecho ya había pensado en esa persona en cuanto leí aquello de que "faltaba saber de dónde había salido cierta información". Pero yo soy muy de adelantarme a las tramas cuando veo películas, así que no me hagáis mucho caso (eso sí, suelo acertar siempre). Realmente puede sorprenderos cómo acaba -esta vez sí- "Crímenes exquisitos".

Lo cierto es que no puedo ser la voz discordante de todas las críticas que he leído anteriormente, comentarios de amigos y lectores donde siempre me lo han recomendado con entusiasmo. Yo también lo recomiendo, me lo he pasado francamente bien (a pesar de la dureza de ciertas escenas no aptas para estómagos flojillos, momentos en los cuales una debe alejarse un poquito de la situación para no desmayarse).

Siendo dura y realmente crítica sólo podría decir que la coletilla, casi infinitamente repetida "por decir algo" (cambiada en alguna ocasión por "por qué no decirlo"), es síntoma de haber sido poco corregido, o no haberle dado la importancia que tenía ya que no es una coletilla de un personaje concreto, si no que varios de ellos la usan y eso les quita cierta credibilidad a su personalidad (no todos tenemos los mismos vicios al hablar)- y quizás sea un fallo de "primera novela", o sea que serán cosas que ya le habrán dicho y no se repetirán en la siguiente.

También me ha parecido que sobraban ciertos capítulos realizados en cursiva para contar algo en presente. No eran necesarios, de hecho me ha parecido una incorrección dentro de algo correcto dado que no aportaba nada y además no ha sido una tónica general en toda la novela, sólo en algunas pocas partes de ella. La línea de estilo de la prosa es de lo más correcta y toda la novela podía haber sido igual, en tercera persona y en pasado.

Y como me fijo tanto en lo que leo he encontrado un pequeño gazapo, jeje (que podrá leerse en la sección de gazapos) :D No es importante pero ahí está.

Quitando estas consideraciones más dedicadas a la crítica constructiva que a contaros qué tal es la novela, os la recomiendo sin lugar a dudas. Y desde luego yo me he lanzado de cabeza a leer la siguiente, "Martyrium", que está editada con la letra más grande (gracias).

No os la perdáis.

Anika Lillo

 

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar