Anika entre libros

Los viajes de Tuf

Ficha realizada por: J. Javier Arnau
Los viajes de Tuf

Título: Los viajes de Tuf
Título Original: (Tuf Voyaging, 1986)
Autor: George R. R. Martin
Editorial: Nova


Copyright:

 © 1986, George R. R. Martin

 © 2018, Penguin Ramdom house Grupo Editorial S.A.U

 © 1988 Albert Solé, por la traducción

Edición revisada.

Traducción: Albert Solé
Edición: 1ª Edición: Abril 2018
ISBN: 9788417347031
Tapa: Dura
Etiquetas: novela, aventuras, ciencia ficción, sci-fi, ecología, terraformación, política, biología, sociología, genética, planetas, batallas, animales, gatos, lógica, relatos, naves espaciales, literatura estadounidense
Nº de páginas: 480

Argumento:

"Los viajes de Tuf", de George R. R. Martin es un fix-up, una colección de relatos, algunos previamente publicados, otros escritos para la ocasión, y para darle continuidad en forma de novela.

Nos trae a uno de los personajes más icónicos de la ciencia ficción, Haviland Tuf, un mercador obeso, metódico, desapasionado, lógico, que no soporta el contacto físico, amante de los gatos, vegetariano y bebedor. Tuf se hace con El Arca, la última nave del antiguo Cuerpo de Ingeniería Ecológica de la VIeja Tierra, y recupera la desaparecida profesión de Ingeniero Ecológico, dando así comienzo a sus aventuras/viajes.

 

Opinión:

 

El poder absoluto, ¿corrompe absolutamente?: tal vez sí, tal vez hayan personas íntegras y coherentes que puedan resistir la tentación y no corromperse. Algunos críticos han señalado que Haviland Tuf, el protagonista de esta novela (en breve retomaremos esto) es uno de los personajes más repulsivos de la Ciencia Ficción, que impone sus ideas por la fuerza; un perdedor que al conseguir poder, se intenta imponer a los demás.

Bueno, en realidad ya desde el principio George R. R. Martin, desde la primera historia, nos muestra como es el protagonista; desde ese momento, ya sabemos como es, y lo que nos vamos a encontrar a lo largo del libro. Lo que sucede es que el autor, acertadamente, lo contrapone ya desde ese principio a una serie de personajes con los que, confrontado, Tuf acapara nuestras simpatías y ya, desde ahí, nos tiene, como podría decirse, a su favor.

El tema está en que el libro se compone de una serie de relatos individuales que se fueron publicando en revistas de género hace años, y que el autor decidió unificar. Para ello creó nuevas historias, y un prólogo, que le dan al libro una unidad y continuidad. Entre esas historias, la que abre el libro, que acabamos de comentar, y que nos presenta a un Tuf tal y como va a ser en el resto del libro/novela y que, como comentamos, hace que nos posicionemos a su favor debido al resto de personajes que le rodean en esa historia. Otras de las historias "nuevas" le dan el trasfondo de de continuidad, al regresar en varias ocasiones (no entraré en el spoiler de comentar el porqué) a S'uthlam, y a conocer, y reencontrarse en las veces que regresa, a Tolly Mune; este personaje se podía pensar que fue creado por el autor, aparte de para darle ese aire continuista, como el único (única) personaje que puede darle la réplica casi de igual a igual Tuf, y no ser un mero personaje que aparece en la historia, interactúa con el protagonista en la medida de sus posibilidades, y desaparece. No, Tolly Mune, Madame Araña, Maestre de Puerto de S'uthlam interactúa a lo largo del libro en varias ocasiones con Tuf, siendo la única que (casi) podemos considerar al nivel de éste.

Siguiendo con las andanzas de Tuf, y enlazando con lo que comentamos al principio, ¿es una venganza "infantil", tal como comentan algunos; es Tuf un personaje egocéntrico y déspota, que impone por la fuerza sus ideas y métodos?; yo no lo veo así. Haviland Tuf es un pobre comerciante que, por azares (la primera historia que comentamos), se hace con El Arca, la única nave superviviente del poderoso Cuerpo de Ingeniería Ecológica de la Vieja Tierra. Una nave inmensa, casi todopoderosa, que Tuf consigue comandar en solitario, así como aprender sus secretos. Con ello, comienza su nuevo trabajo de Ingeniero Ecológico (oficio prácticamente perdido, y que él recupera de nuevo), enfrentándose a las más increíbles situaciones en las que debe de echar mano de todo su ingenio, y de la inmensa, casi infinita, capacidad de la nave en cuestiones de genética, terraformación, ciclos biológicos

Los relatos aparecidos originariamente en las revistas se basaban en relatar las diferentes aventuras de Tuf cuando eran requerido para solucionar los diferentes problemas de planetas y sistemas solares; pero no eran solamente aventuras en las que debía solucionar problemas ecológicos, sino que el autor los aprovechaba para tratar temas como la ecología (cómo no), la(s) religion(es), la política, el intervencionismo, etc. Posteriormente, como venimos señalando, para unificarlo y publicarlo en formato de novela, se escribieron otros relatos y un prólogo, que además de presentarnos al único personaje capaz de tratar de tú a tú al protagonista, nos da un escenario y unas situaciones a las cuales "anclarnos" en la continuidad (las ambientadas en S'uthlam), y nos permite posicionarnos a favor de Tuf; porque el personaje, de buenas a primeras no despierta nuestras simpatías: un mercader obeso, calvo, vegetariano, amante de los gatos, bebedor, metódico, exasperantemente lógico, desapasionado, al que no le gusta para nada el contacto físico (se supone que, menos en lo de vegetariano, George R. R. Martin creó al personaje casi a su imagen y semejanza). Pero en confrontación con los personajes que le rodean (y sus acciones) vemos que el camino de Tuf suele ser el más lógico (aunque, es verdad, hay maneras y maneras de hacer y/o decir las cosas); y T. Mune es la única que, por ser muy parecida a él, se sitúa a una altura similar.

No nos metemos a desgranar ahora las historias individuales, que, a pesar del tiempo (sobre todo las publicadas originariamente en revistas), siguen siendo muy entretenidas y recomendables (además de no haber perdido su vigencia en los temas sociales que comentamos), ni en el juego que dan los nombres (y actitudes) de los gatos de Haviland Tuf; solo comentar, como casi acabo de hacer, que es una obra muy recomendable, vigente tanto como "simple" obra de entretenimiento, como en los sustratos ecológicos, sociales, económicos, religiosos, etc, con los que el autor salpica la "novela".

Ahora bien, otro tema es la cantidad de reediciones que tiene este libro, algunas muy recientes, que nos hace cuestionarnos si eran necesarias, o hay algún tema de derechos sobre la obra de Martin, o de visibilidad debido al tema de su popularidad con Juego de Tronos; pero bueno, eso no tiene nada que ver con la obra en sí, es solo un dato anecdótico.

J. Javier Arnau

 

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad

Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura