Anika entre libros

El niño que quería construir su mundo

Ficha realizada por: María Martín
El niño que quería construir su mundo

Título: El niño que quería construir su mundo
Título Original: (A boy made of blocks, 2016)
Autor: Keith Stuart
Editorial: Alianza
Colección: Alianza Literaria


Copyright:

© 2016, Keith Stuart

© 2017, Alianza Editorial

Traducción: María del Puerto Barruetabeña Diez
Edición: 1ª Edición: Marzo 2017
ISBN: 9788491046721
Tapa: Blanda
Etiquetas: basada en hechos reales, literatura inglesa, novela, novela de personajes, relaciones personales, videojuegos, autismo, medios de comunicación, trastornos del comportamiento, Minecraft, relaciones familiares
Nº de páginas: 464

Argumento:

Alex y Jody son un matrimonio en la treintena que atraviesan un mal momento. Cuando ella le pide a Alex que se vaya de casa, todo parece perdido. Y aún más, Alex tendrá que descubrir la manera de relacionarse con Sam, el hijo autista de ambos, del que hasta entonces se había ocupado Jody casi en exclusiva.

A través del videojuego Minecraft, padre e hijo encontrarán la manera de comunicarse y comprenderse, provocando un terremoto en la vida de los tres protagonistas.

 

Opinión:

 

A lo largo de los años, el único contacto que la mayoría de nosotros hemos tenido con el espectro autista ha sido a través de películas y series televisivas. Se presentaba a los niños, o adultos, diagnosticados de autismo como personas terriblemente asociales y difíciles con una capacidad prodigiosa para las matemáticas (estoy pensando en "Rain man", "Al rojo vivo"...). Pero el autismo es mucho más que todo eso. Y Keith Stuart lo sabe.

Basada en cierta medida en la experiencia del propio autor con su hijo, "El niño que quería construir su mundo" nos presenta a tres personajes llevados casi al límite por la vida y sus circunstancias. Incapaces de comunicarse entre ellos, de encontrar una salida al laberinto emocional en el que se encuentran, un videojuego se convertirá en la salvación de una familia. Y, al tiempo que construyen un universo fantástico de ceros y unos, encontrarán el camino para construir un espacio seguro en el que conectar. Y, poco a poco, para conectar con el lector. 

Porque esa es otra de las virtudes del libro escrito por Stuart. Divertido y emotivo, no busca sin embargo la lágrima fácil, y es capaz de llevarte de A a B casi sin que te des cuenta de que estás realizando el trayecto. "El niño que quería construir su mundo" es lo que se ha dado en llamar una "novela de personajes", donde en realidad no hay acción, no hay trama, sólo el desarrollo de tres vidas que ocurre ante ti. Y no es fácil salir victorioso de una empresa así. Pero Stuart lo consigue, porque si algo me ha quedado claro es que los ha creado con todo el cariño posible, incluso cuando nos pueden resultar odiosos.

En definitiva, una buena novela para disfrutar con tranquilidad, que te permite echar un vistazo al Trastorno del Espectro Autista más de cerca, y alejado de los tópicos en los que nos hemos movido siempre. No te cambiará la vida, pero te dejará un agradable sabor de boca. Y, a veces, eso es todo lo que pedimos a un libro.

María Martín

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Si te gustó este libro, también te puede interesar...

Publicidad

Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura