Anika entre libros

Sindbad en el país de los sueños

Ficha realizada por: María Martín
Sindbad en el país de los sueños

Título: Sindbad en el país de los sueños
Título Original: (Sindbad en el país de los sueños, 2014)
Autor: Juan Miguel Aguilera
Editorial: Fantascy


Copyright:

© Juan Miguel Aguilera, 2014

© Penguin Random House Grupo Editorial S.A., 2014

Edición: 1ª Edición: Enero 2014
ISBN: 9788415831167
Tapa: Blanda
Etiquetas: Oriente, mitos, aventuras, fantasía, género fantástico, literatura española, mitología, novela, steampunk, mitología mediterránea, mitología árabe, mitología oriental
Nº de páginas: 413

Argumento:

Sindbad es el aventurero capitán de El Viajero, un barco mercante que, tras una larga travesía hace escala en Basora. Radi es un joven polizón que huye de los extranjeros que, después de matar a su hermano, le persiguen en busca de un misterioso libro del que el joven no se separa.

Juntos, marinero y polizonte, se embarcarán en una aventura en pos de un misterioso navío de metal y, en última instancia, hacia el País del Sueño y la mítica Ciudad de Cobre.

 

Opinión:

 

No somos pocos los que crecimos (incluso a pesar de ser anteriores a nuestra época) con las películas de aventuras de Simbad el marino, fantasías cinematográficas a las que los efectos de Ray Harryhousen insuflaron vida y una estética propia difícil de olvidar y emular, incluso 60 años después. Pues bien, si a eso se suma el innegable encanto del clásico "Las Mil y Una Noches" y se le añaden unos ligeros toques Steampunk, el resultado puede ser un pastiche infumable. Excepto si tu nombre es Juan Miguel Aguilera. Entonces lo que tienes es una novela divertida, vibrante, llena de magia y emociones, imparable en su avance y de esas con las que te dan las 5 de la mañana leyendo en día laborable.

Aguilera ha querido rendir homenaje a la novela pura de aventuras, a la época dorada del cine de entretenimiento, a la fantasía de imaginar mundos distintos dentro del nuestro, al pulp, a todo aquello que nos entretiene, a veces sin más intención que esa misma, la de llenar de alegría algunas horas. Y lo hace a su manera, sencilla, directa y apasionante.

Al pasar las páginas y cerrar capítulos, incluso al cerrar el mismo libro al final, lo leía con la falsa sensación de que hacer algo así no es en absoluto complicado. Y, sin embargo, la extensa labor de documentación, y de amor hacia lo que retrata, está ahí. Detrás de cada frase. De cada concepto, que Aguilera entreteje con la habilidad y paciencia de un artesano.

Quizá decir que me lo he pasado como una enana suene aniñado, exagerado o, incluso, despreciativo hacia ese cuidado con el que se ha construido la historia, pero no habría nada más falso que esas acepciones. Gracias a Aguilera he vuelto a mi niñez, a disfrutar de la lectura sin esperar más que la sorpresa que me deparará la siguiente página. Si alguien no es capaz de dedicarse durante unas horas al simple placer de disfrutar de una aventura bien construida y bien contada, entonces este libro no es para él. Pero si no se es de esos, si puedes viajar con la mente a lugares remotos e inexplorados, si eres capaz de volver a ser un niño durante unas horas, y disfrutarlo como cuando era verdad, entonces este libro debería estar en tu estantería. Ábrelo, léelo y devóralo como yo. El apreciar el delicado trabajo de construcción que hay detrás ya vendrá luego, después del siempre temido "Fin".

María Martín 

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Si te gustó este libro, también te puede interesar...

Publicidad

Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar