Anika entre libros

nada

Ficha realizada por: Santi37

Título: nada
Título Original: (nada)
Autor: Carmen Laforet
Editorial: Destino


Copyright: Barcelona, marzo 2003 ISBN: No definido
Etiquetas:

Argumento:

Andrea llega a Barcelona a estudiar Letras a la Universidad. Se aloja en casa de unos parientes, y ya en el umbral de la puerta, ve que allí pasa algo raro. Esa casa es una ruina, y sus parientes, enfermos mentales. Un año después, Andrea se va a Madrid tan pava como llegó. Con varios kilos de menos, pero viva. E igual de atontada.

Opinión:

Como todo el mundo sabe, esta novela fue el primer Premio Nadal. Supongo yo que en 1944 no se hacían aún componendas comerciales, así que, o el jurado vio cosas que yo no he visto, o se ha quedado vieja esta novela. Pero que muy vieja.

Y la cosa empieza con su aquel. En el piso de la calle Aribau está la abuela, la tía Angustias ( el nombre marca carácter, amiguitos), el tío Román, el tío Juan, su esposa Gloria, y el hijo de ambos, la criada y un perro. Todos son personajes siniestros, tenebrosos, amenazadores y oscuros como la pelambre del perro.

Así que temes por la vida de Andrea. La chica va a la Universidad (¿con qué dinero? nos cuentan que es pobre, y de becas no se dice nada), conoce un grupillo de ricos, se echa a una amiga rubia y fantástica, y al parecer a la Universidad la pisa poco, porque se cuentan pocas andanzas de allá.

El tomate está en la casa de Aribau. Un tomate que se va poniendo poooocho poooocho, pero se pudre sin apestar, qué cosas más raras. Hago esta bonita metáfora para expresar que todo el misterio incipiente se va quedando en nada. Anda, a lo mejor por eso se titula así la novela.

Achaco a esta blandura argumental el peso de la censura: hay por sus páginas un atisbo de folleteo que no se llega nunca a especificar, una relación muy rara del tío Román con Ena, espejo de la que mantuvo años atrás con la propia madre de Ena. Pero claro, claro, no queda.

En fin, que Andrea sube y baja por Barcelona, pasa un hambre feroz (al hambre de la postguerra española, cuánto jugo se le ha sacado) y tras un muerto más (todo no lo voy a contar) Andrea se marcha para Madrid con su triste figura y su maletita.

Hay que concluir diciendo que Andrea es un personaje bastante soso, pasivo y antipático, por lo que así no hay manera de interesarse por ella. Anda y que la zurzan a la pazguata esta, piensas muchas veces.

Total, que si os queréis deprimir, allá vosotros. Pero nunca había leído una novela lúgubre y sosa a la vez. Eso sí que es una proeza.

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar