Anika entre libros

Las flores del mal, los poemas prohibidos

Ficha realizada por: Mar López
Las flores del mal, los poemas prohibidos

Título: Las flores del mal, los poemas prohibidos
Título Original: (Pièces condamnées tirées des fleurs du mal, 1857)
Autores: Charles Baudelaire, Pat Andrea
Editorial: Libros del Zorro Rojo


Copyright:

© Charles Baudelaire
© Editorial Libros del Zorro Rojo, 2012
Ilustraciones de Pat Andrea

Traducción: Jaime Siles
Ilustraciones: B/N
Edición: 1ª Edición: Septiembre 2012
ISBN: 9788496509986
Tapa: Blanda
Etiquetas: mitos, clásicos, poesía, dioses, ediciones bilingües, bilingüe, libros bilingües, fantasmas, espíritus, erótica, mayores de 18 años, erotismo, gótico, gótica, libros ilustrados, literatura francesa, mitología, recopilatorio de autor, recopilación, sociedad francesa, autores malditos, poesía francesa
Nº de páginas: 72

Argumento:

Este pequeño volumen recoge, únicamente, los seis poemas que en 1857 fueron censurados del poemario "Las flores del mal", de Charles Baudelaire, tan sólo unas semanas después de ponerse a la venta, habiéndose de retirar de las estanterías y de los escaparates de las librerías, y siendo multados el autor y sus editores.

Se trata de una edición bilingüe que incluye la sentencia del censor y un breve epígrafe de Baudelaire, que sirve de presentación e introducción a estos poemas malditos.

 

Opinión:

 

A pesar de la incuestionable calidad de Baudelaire como poeta, esta edición sin embargo resulta un tanto decepcionante. La calidad a la que nos tiene acostumbrados el Zorro Rojo se ve mermada en esta edición ilustrada, de la que esperábamos el buen gusto que desborda de todos sus álbumes infantiles, labor por la que destaca en el sector editorial.

"Las flores del mal" se compone originalmente de 76 poemas, más el grupo de los 6 poemas censurados ("Poesías condenadas"), más el apéndice "Nuevas flores del mal" compuesto por otros 16 textos: así lo publica Visor en España con desde 1977, por lo que esta publicación por separado de los 6 poemas censurados no aporta nada nuevo al espectro editorial, salvo la sentencia de censura que Visor no incluye en sus ediciones, y que sí resulta curiosa para los devotos de Baudelaire.

La nota discordante la ponen las ilustraciones de Pat Andrea, que para nada hacen justicia a Baudelaire, un enamorado del arte en todas sus expresiones que veneraba la belleza y perseguía la elegancia a todas horas: no en vano, fue uno de los primeros dandis de estampa siempre impecable, rasgos nobles y pluma certera. Un artista perfecto, como lo denomina con mucho acierto Javier Marías en su libro "Vidas escritas".

Las ilustraciones publicadas son meros bocetos de cuestionable calidad (de figuras desproporcionadas y muy burdas): de hecho, se asemejan a los bocetos que realiza Miguel Noguera ("Hervir un oso", "Ultraviolencia", "Ser madre hoy") para ilustrar sus chistes negros y surrealistas, con dibujos en el mismo tono. Independientemente de la ejecución, estas láminas ofrecen una visión retrógrada del texto, porque se centran en las escenas de lujuria y sensualidad propuestas en los poemas, pero con la particularidad de que no las presenta como algo divertido, saludable y lúdico, sino como prácticas endemoniadas y condenables, como si el deseo carnal o las inclinaciones sexuales menos convencionales hiciesen de quien las practica un ser obsceno y demente que merece ser castigado. Si no, no se entiende que los desnudos resulten grotescos en lugar de sensuales y bellos, o que los encuentros entre dos personas, independientemente de sus géneros, parezcan siempre dolorosos y desagradables, en lugar de satisfactorios y apetecibles.

En cuanto a la traducción de Jaime Siles, los poemas se presentan rimados en castellano, por lo que se pierde en gran medida el sentido inicial que le otorgó su autor (al traducir, hay que forzar la rima, que se pierde sin remedio en una traducción más literal y afín al texto original). Así, el lector no se hace una idea tan precisa del ritmo empleado en el francés original, ni de su sentido: esto puede comprobarse comparando esta traducción con los textos originales que se incluyen en el mismo volumen, o con la traducción de otras ediciones que se mantienen más fieles al texto original.

Para conocer en todo su esplendor la obra de Baudelaire son mucho más recomendables, por tanto, otras ediciones de "Las flores del mal" y, a poder ser, en su versión completa. No obstante, este pequeño libro con los poemas malditos puede ser de interés para los coleccionistas más apasionados de la obra de este fabuloso artista francés.

Mar López

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar