Anika entre libros

La Isla de los Perdidos. Los descendientes

Ficha realizada por: Lidia Casado
La Isla de los Perdidos. Los descendientes

Título: La Isla de los Perdidos. Los descendientes
Título Original: (The Isle of the Lost. Descendants#1, 2015)
Autor: Melissa de la Cruz
Editorial: Disney


Copyright:

© Disney Enterprises, Inc., 2015

© Editorial Planeta, S.A., 2015

Traducción: Noelia Palacios
Edición: 1ª Edición: Julio 2015
ISBN: 9788499516929
Tapa: Blanda
Etiquetas: aventuras, películas, cuentos, cuentos populares, literatura estadounidense, merchandising, padres e hijos, 15 años, 14 años, 12 años, cuentos clásicos, 13 años, literatura infantil, literatura juvenil, villanos, Blancanieves, Bella, La Bestia, Maléfica, Cruella de Vil, Yafar
Nº de páginas: 320

Argumento:

Los malvados personajes de los cuentos tradicionales fueron expulsados del Reino de Áuradon y desterrados a la Isla de los Perdidos, un lugar oscuro y sucio donde se consumen los productos que ya no tienen utilidad en Áuradon. Cansados de tomar comida caducada y de vestir despojos, los descendientes de Yafar, Maléfica, Cruella de Vil y Reina Malvada, la pérfida bruja que quiso matar a Blancanieves, buscarán cómo recuperar la magia y salir de su situación.

 

Opinión:

 

Me encantan las historias que le dan una vuelta a los cuentos tradicionales y transgreden sus convenciones así que he disfrutado mucho con esta historia que nos habla de los hijos de cuatro malos malísimos de los cuentos de hadas como son Yafar, Maléfica, Cruella de Vil y Reina Malvada. Sus hijos, Jay, Mal, Carlos y Evie estudian para llegar a ser tan pérfidos como sus progenitores, con desiguales resultados. De hecho, uno de los ejes sobre los que gira la historia es la deuda que los hijos sienten hacia sus padres y la presión por tener que ser, como mínimo, tan malos como ellos. Pero ¿qué pasa si no pueden? ¿O no quieren?

El segundo eje sobre el que se asienta la historia es la restauración del orden tradicional de los cuentos o, por lo menos, la salida del exilio al que las buenas gentes de Áuradon sometieron a estos malvados. Así, nuestros cuatro protagonistas verán la ocasión de cumplir ambos requisitos (demostrar que son auténticos hijos de sus padres y recuperar la magia para los habitantes de la Isla de los Perdidos) cuando Carlos, el inteligente hijo de Cruella, consiga agujerear la cúpula que los mantiene encerrados en la isla.

El peso de la narración recae en lo que ocurre en la Isla de los Perdidos y en las aventuras que los cuatro jóvenes tendrán que vivir para conseguir recuperar el Ojo de Dragón, el cetro de Maléfica, pero también conocemos qué ocurre en Áuradon gracias a algunos capítulos en los que vemos cómo Ben, hijo de Bestia, rey de Áuradon, se enfrenta al reto de suceder a su padre en el trono. Nuevamente, se retoma aquí el eje temático relacionado con la herencia que recibimos de nuestros padres, la búsqueda de la propia identidad y la presión por lo que se espera de nosotros solo por ser hijos de quien somos.

El contraste entre Áuradon y la Isla de los Perdidos queda aquí simplemente esbozado y supongo que será en la película "Los descendientes" y en su correspondiente novela donde se explote una posible pugna entre el bien y el mal, entre uno y otro universo.

Melissa de la Cruz saca buen provecho de los recursos que le brindan las películas Disney basadas en los cuentos tradicionales para traer al lector hacia un mundo conocido pero que se presenta de forma diferente aquí, aunque solo sea porque han pasado ya varias décadas desde el "y fueron felices y comieron perdices". Además, completa muy bien los espacios vacios y crea un universo muy verosímil, adecuado y divertido para quienes conocemos bien las historias tradicionales. La autora utiliza no solo el imaginario colectivo sobre los cuentos de hadas o el creado por las adaptaciones de Disney, sino que también echa mano de conceptos y situaciones que están en la mente de los jóvenes lectores gracias a otras sagas y productos culturales como pueden ser Harry Potter o Monster High. Así, todo lo que tiene que ver con la formación académica de los descendientes de los malvados conecta muy bien con el universo creado tanto por la saga literaria y cinematográfica de J. K. Rowling como con la serie de televisión y los libros sobre los monstruos que van al instituto.

En definitiva, una novela ágil y bien tramada, que sirve para presentar a los personajes que veremos en la película "Los descendientes" pero que también propone un argumento cercano a la aventura y al misterio que mantiene el interés y la intriga. Y una obra muy divertida para quienes disfrutamos con la transgresión de los cuentos tradicionales.

Lidia Casado

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar