Anika entre libros

Confesiones extáticas

Ficha realizada por: Darío Luque
Confesiones extáticas

Título: Confesiones extáticas
Título Original: (Ekstatische Konfessionen, 1909)
Autor: Martin Buber
Editorial: Hermida Editores
Colección: El Jardín de Epicuro


Copyright:

© 2019, Hermida Editores (de la presente edición)

© 2019, José Rafael Hernández Arias (de la traducción)

© 1909, The Martin Buber Estate

Traducción: José Rafael Hernández Arias
Edición: 1ª Edición: Abril 2019
ISBN: 9788494937613
Tapa: Blanda
Etiquetas: ensayo, otras culturas, éxtasis, dios, teología, misticismo, ascetismo, autobiográfica, recopilación, cristianismo, islamismo, hinduismo, poesía, religión, experiencias extremas, literatura austriaca, filósofos
Nº de páginas: 211

Argumento:

Durante gran parte de su vida, el filósofo Martin Buber se dedicó a recopilar documentos de carácter místico en los que se expresan los éxtasis vividos -o sufridos- por personas de todo tipo a lo largo de la historia.

Tras un breve prólogo en el que señala el alcance de sus estudios, "Confesiones extáticas" reúne una antología de textos místicos, en los que destacan autores como Plotino, Hildegarda de Bingen, Egidio de Asís, Christina Ebner Birgitta de Suecia o Catalina de Siena.

El proyecto de Buber conforma, sin lugar a dudas, un archivo valiosísimo para teólogos y curiosos del misticismo.

 

Opinión:

 

Hoy en día quizás la palabra 'éxtasis' nos remite más al mundo de la droga que al de la religión. Sin embargo, durante muchos siglos las experiencias extáticas estuvieron estrechamente relacionadas con el pensamiento religioso y el credo, hasta el punto de sentir muchas personas la proximidad de Dios (o incluso la unión con él). De hecho, es precisamente ello lo que diferencia la tradición ascética (que busca solo la purgación y la iluminación de cara al encuentro con Dios) de la tradición mística (que logra alcanzar y expresar esa union con la divinidad superior). Qué menos que citar aquí a San Juan de la Cruz, Fray Luis de León o incluso a la fuente que ambos utilizan para configurar la imaginería de sus poemas, el "Cantar de los cantares".

Sin embargo, ninguno de estos autores se encuentra en el conjunto de textos -prosas y poemas- que Martin Buber reúne en "Confesiones extáticas", un libro que se propone ser el primer eslabón para un corpus de experiencias místicas. En la introducción que Buber antepone a su antología, señala que no ha acogido en este volumen a todos los textos que han sido parte de su estudio, sino que se ha decantado por aquellos que expresan una experiencia desde una perspectiva no subjetiva sobre el éxtasis. Su objeto único y primordial es reunir textos en los que se oiga con claridad la voz humana que vive y sufre la experiencia extática. Por ello, no se incluyen aquí los textos de Filón y Proclos, Kabasilas y los victorinos, Ruysbroek y Juan de la Cruz, así como tampoco Joaquín de Fiore y Marguerite d'Oyngt (sus descripciones pecan de subjetivas) o los textos demasiado condicionados por la retórica y la métrica (como Jacopone).

En cambio, sí se incluyen en "Confesiones extáticas" las notas de Vivekânanda sobre la vida de Râmakrishna (que hablaba con la diosa Kâlî), así como los textos de Râbia y su peregrinaje a la Meca o de Husain Al Halladi en el monte Arfat. Se incluyen completos los siete valles (los estadios del alma) de Farid Ed-din Attar y   algunos textos de Jalal Al-Din Rumi. Todo ello demuestra el verdadero interés teológico de Martin Buber, que indagó en todo tipo de tradiciones (hindú y musulmana, por ejemplo) antes de penetrar en la tradición cristiana, que sería la prototípica en la que uno piensa cuando oye las conceptos de éxtasis y mística.

Dentro de la tradición cristiana, el primer gran documento que Martin Buber incorpora a su libro son los textos de Plotino, el seguidor medieval de Platón que será fundamental para la poesía petrarquista. Tras él, Montano y los montanistas o Hildegarda de Binden son algunos de los nombres más conocidos que pueden hallarse entre las páginas de "Confesiones extáticas", si bien también incorpora otros casos menos resonados, como los de Egidio de Asís, Mechtild de Magdeburgo, Gertrud von Helfta, Heinrich Seuse o Christina y Margaaretga Ebner. Gran parte del libro está dedicado exclusivamente a las experiencias místicas y extáticas conventuales, es decir, acontecidas por distintas monjas pertenecientes a un mismo convento. Este es el caso del convento Töss en Winterthur. El libro se cierra con breves textos de Teresa de Jesús, Catalina de Siena, los discípulos de Lao Tsê y los escritos de Dionisio Areopagita.

"Confesiones extáticas" es un libro idóneo para todos aquellos interesados en la teología más allá de la Iglesia católica. Martin Buber consigue, sin necesidad de aportar reflexiones o ensayos propios, manifestar la relación intrínseca que existe entre las experiencias religiosas de todas las épocas y de todas las culturas.

 

Darío Luque

 

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar