Anika entre libros

anatomía de un mir. tribulaciones y anécdotas del día a día de los médicos internos residentes

Ficha realizada por: Pilar Alonso Márquez
anatomía de un mir. tribulaciones y anécdotas del día a día de los médicos internos residentes

Título: anatomía de un mir. tribulaciones y anécdotas del día a día de los médicos internos residentes
Título Original: (anatomía de un mir, 2009)
Autor: María Valerio Sainz
Editorial: La Esfera de los Libros


Copyright: Prólogo: Jose María Segovia de Arana, 2009
Madrid, 1ª edición Octubre 2009 ISBN: 978-84-9734-876-8
Etiquetas: medicina, periodismo, reportaje, salud

Argumento:


Disección de lo que supone convertirse en Médico Interno Residente, desde el final en la Facultad de Medicina hasta su incorporación como médicos ya formados en los distintos hospitales.

Opinión:


Cuando era niña quería ser muchas cosas, desde camionero hasta policía, pasando por modelo, escritora o incluso bruja, pero nunca quise ser médico. Y tras leer este libro, me alegro enormemente de ello.
 
La carrera, para empezar, duraba un año más de lo que duraban todas las demás licenciaturas, y al terminarla aún debías pasar un mega-examen y dedicar otros cuatro o cinco años a preparar la especialidad. Para eso hay que tener mucha, mucha vocación.
 
Anatomía de un MIR realiza ese recorrido para los lectores: el fin del período en la Facultad, la preparación del MIR, el examen (con unas medidas de seguridad que ni el Pentágono), la incorporación a los hospitales y los años de residencia, especialmente el primero.
 
Y ese primer año es el más duro de todos. Ya son médicos, aunque aún están estudiando. Se encuentran completamente descolocados en sus nuevos puestos de trabajo, donde deben compaginar horarios maratonianos con estudios, conferencias, guardias y por supuesto sus respectivas vidas familiares. No saben rellenar una historia clínica, no conocen los procedimientos, ignoran qué pruebas deben realizarse primero... y no siempre hay a quién preguntarle. Resultado: se estresan, se acobardan o se arriesgan, se queman y, en ocasiones, abandonan. 

Es un camino largo, y muy duro. Y al final, después de tanto esfuerzo y trabajo, muchos no conseguirán una plaza fija de lo que han estudiado, y pasarán años dando tumbos de un servicio a otro hasta encontrar su lugar. No me digan que no hay que tener vocación para aguantar todo eso.
 
Gracias a la increíble labor de María Valeria ahora cualquiera de nosotros puede asomarse a lo que supone convertirse en médico. A los miedos que deben  afrontar, los problemas, los trabajos, las relaciones, y aprender a conocer un poco a todas esas personas de pijama verde o bata blanca que pululan por los pasillos de los hospitales.
 
Escrito con sencillez y con un ritmo muy ágil, la autora es capaz de hacernos recorrer los diferentes estados anímicos de esos jóvenes y los diferentes servicios que componen un hospital, con algunas anécdotas curiosas o divertidas que suavizan un poco la enorme tensión que soportan los que pasan por ellos. De ese modo visitaremos Pediatría, Rayos, Ginecología o Urgencias entre el asombro y la ternura, entre la risa y la angustia, porque este libro logra ponerte en la piel de esos hombres y mujeres que tal vez un día tengan tu vida en sus manos.
 
Pilar Alonso

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar