Anika entre libros

Buenos presagios

Ficha realizada por: J. Javier Arnau
Buenos presagios

Título: Buenos presagios
Título Original: (Good Omens, 1990)
Autores: Neil Gaiman, Terry Pratchett
Editorial: Timun Mas
Colección: Biblioteca Terry Pratchett


Copyright:

© Terry Pratchett / Neil Gaiman, 1990

© Timun Mas, 2012

Traducción: María Ferrer
Edición: 1ª Edición, Noviembre 2012
ISBN: 9788448006983
Tapa: Blanda, bolsillo
Etiquetas: humor, fantasía, género fantástico, literatura inglesa, novela, parodia, surrealismo
Nº de páginas: 400

Argumento:

Según Las Buenas y Acertadas profecías de Agnes la Chalada, Bruja (el único libro fiable de profecías, escrito en 1655, antes de que ella explotara), el fin del mundo tendrá lugar el sábado. El próximo sábado, de hecho. Justo antes de la hora de la cena.

Los ejércitos del Bien y del Mal se están agrupando, la Atlántida está resurgiendo, llueven sapos y los ánimos están algo alterados así que… todo parece ajustarse al Plan Divino. De no ser por un ángel quisquilloso y un demonio buscavidas que han vivido a costa de los mortales desde el comienzo de los tiempos y que no están dispuestos a aceptar tan fácilmente eso del «Fin de la civilización tal y como la conocemos». Y... ¡vaya por Dios! ¡Parece que alguien ha hecho desaparecer al Anticristo.

(argumento editorial)

 

Opinión:

 

J. Javier Arnau

En esta misma web he analizado ya tres novelas de Terry Pratchett, pertenecientes a Mundodisco todas ellas; y en todas he comentado que los libros de Terry Pratchett son buenos, y las novelas de Mundo disco son muy graciosas, o viceversa, que tanto monta. Esta novela, escrita en colaboración con otro gran autor como es Neil Gaiman, aunque entonces sólo era conocido por sus guiones de cómic, entra dentro de esas definiciones, aun sin ser de Mundodisco. Cuando se publicó "Buenos Presagios", Pratchett apenas había escrito unas cinco novelas de Mundodisco, y Gaiman empezaba a ser conocido por sus guiones de cómic; ninguno de los dos era un autor de renombre, y se habían conocido a raíz de la publicación de la primera novela de Pratchett, cuando fue entrevistado por un Gaiman que entonces tabajaba como periodista "freelance". Congeniaron, y Gaiman le envió unas páginas que había escrito, pero no tenía claro como continuar; a raíz de ahí, poco tiempo después, empezaron una escritura conjunta, mediante llamadas telefónicas y envío de disquetes. Según comentan, lo hicieron por pura diversión, y ni siquiera esperaban que se publicase. Pero en ella ya se aprecian todos los "mecanismos" que Pratchett aplica a la saga de Mundodisco, así como la mano de Gaiman en ciertos aspectos de la misma, los más "terroríficos", por llamarlos de alguna manera. Pero ambos escritores se complementan perfectamente y no se aprecia ningún cambio abrupto, ni de estilo ni de argumento; si no es porque en las páginas finales se habla del método, y de qué aportó cada uno, prácticamente se podría decir que no sabríamos quien ha escrito qué (es más, se comenta en esas páginas que había párrafos por los que se felicitaban por lo bien que habían quedado, que ninguno reconocía haber escrito, y que sospechaban que la novela había crecido por sí misma…)

En cuanto a la novela en sí misma, se trata del fin del mundo, del Armaggeddon, de la batalla final entre las huestes del Cielo y del Infierno que acabará con la humanidad, para dar inicio a una nueva era. Pero dos de sus protagonistas, que están en el mundo desde el principio de los tiempos, no están muy de acuerdo con ello. Se trata de Crowley, un demonio "menor", y de Azirafel, un ángel algo quisquilloso. Ambos han entablado amistad debido a los milenios que llevan en la Tierra, y no se comportan exactamente como se esperaría de sus respectivos roles. Se han acomodado en demasía a la vida en la Tierra, y el fin de la misma choca con sus planes, por lo que intentarán que no se produzca… aunque ello vaya en contra del Plan Supremo. Dicho Plan a ellos no les suena precisamente coherente; Crowley fue el que tentó a Eva con la manzana, y piensa que, para no querer que comieran de ese árbol, a Dios sólo le faltó poner luces de neón señalando el lugar, por lo que le escama mucho esa actitud; por otro lado, Azifarel custodiaba las puertas del Edén con su espada llameante… que cedió a Adán y Eva cuando fueron expulsados para que tuvieran luz y calor, Se ve que ninguno de los dos estaba muy conforme, o al menos eran suspicaces con respecto al Plan Inefable. 

A ellos se unen una disparatada serie de personajes, como una orden de monjas satánicas y bastantes despistadas que serán las encargadas de intercambiar a un bebé humano por el Anticristo (la hermandad de las Locuaces); los últimos integrantes del ejército cazabrujas; unos modernos jinetes del Apocalipsis, en el que el papel de Peste lo ha tomado Polución, dado que aquella se retiró cuando se descubrió la penicilina; el perro infernal encargado de acompañar al Anticristo y obedecerle en todo; Agnes la chalada, y su descendiente Anatema Artilugio, etc.

Como digo, aparece el sentido del humor constante de Pratchett, prácticamente presente en cada párrafo, con las abundantes notas a pie de página, también presentes en Mundodisco, como forma de aportar nuevos chistes, personajes reconocibles en Mundodisco  (la Muerte, que aparece en todos los libros de esa saga), y la parte un poco más "terrorífica" (según ellos aportada por Gaiman), pero que se complementan perfectamente. Todos estos personajes, lo absurdo de muchas situaciones, los cambios en el Plan Supremo, contado con la maestría y comicidad de los autores harán que se vivan situaciones de lo más surrealistas, momentos de verdadero asombro cómico, etc. Porque al tema principal se van sumando otros como por ejemplo las peripecias de Crowley para huir de "sus jefes", las historias de los antepasados del soldado cazabrujas Pulsifer, y los de Anatema Artilugio, los inverosímiles sucesos que anuncian el fin de los días, y cómo afectan a los que los viven, la reunión de los cuatro jinetes del apocalipsis, y a qué se dedica cada uno en la actualidad, etc.

Como comentaba más arriba, y en otras reseñas de la obra de Pratchett, el humor inglés, rozando el surrealismo está muy presente. Hay veces, muchas, en las que prácticamente te carcajeas, y muchísimas otras en la que te estás riendo todo el rato. Asimismo, como en prácticamente toda la obra de Pratchett, hay "homenajes" a otros géneros literarios, como el terror, el apocalíptico, la novela juvenil de aventura (tipo "Los cinco" y similares), etc.

De todas maneras, también comentan ambos autores que las diferentes partes fueron retocadas varias veces por ambos, pasándoselas uno al otro en varias ocasiones, por lo que en el resultado final no está muy claro la intervención de cada uno. 

Finaliza este volumen con unas páginas con una breve entrevista a los autores, y dos secciones en las que cada autor habla del otro, cómo se conocieron, y cómo fue la colaboración. Son de verdad interesantes, dada la personalidad de los autores.

J. Javier Arnau

 

Miq

Una desopilante parodia sobre el fin del mundo. La historia, aunque me ha parecido un poco pesada a veces, es muy original y hay un montón de situaciones y "gags" dignos de elogio. También se mezclan bastantes referencias ecologistas, que en algunos momentos puede llegar a ser abusivas. Pero, en general, es un libro entretenido, sin más, para pasar un buen rato.

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar