Anika entre libros

¡Mamá, quiero dormir en tu cama!

Ficha realizada por: Anika Lillo
¡Mamá, quiero dormir en tu cama!

Título: ¡Mamá, quiero dormir en tu cama!
Título Original: (Mommy, I want to sleep in your bed, 2005)
Autores: Elliot Kreloff, Harriet Ziefert
Editorial: Juventud
Colección: Álbumes Ilustrados


Copyright:

© Texto de Harriet Ziefert, 2005

© Ilustraciones de Elliot Kreloff, 2005

© Editorial Juventud, 2014

Traducción: Teresa Farran
Ilustraciones: Color
Edición: 1ª Edición: Febrero 2014
ISBN: 9788426140203
Tapa: Dura
Etiquetas: álbumes ilustrados, educación, 4 años, 5 años, 6 años, 7 años, 3 años, 8 años, literatura infantil, celos
Nº de páginas: 40

Argumento:

Es la hora de dormir y cada uno debe irse a su cama. El papá de Pablo hace un recorrido por la casa; acuesta al pajarito, acuesta al conejito, acuesta a los pequeños… pero Pablo no puede dormir y se levanta un par de veces.

Primero papá, y después mamá, intentarán que Pablo se conforme con dormir en su cama, pero sólo una decisión tomada por el propio Pablo conseguirá que venga el sueño…

 

Opinión:

 

Este álbum ilustrado está protagonizado por perritos, pero caminan como los humanos, duermen en camas de verdad y tienen nombres como Pablo. Eso hará que guste a los pequeños porque es un cuento de animalitos con el que se podrán identificar. Y el tema también les tocará de cerca porque son muchos pequeños los que alguna vez quieren irse a dormir con sus padres.

No se trata de quitarles el miedo a dormir solos, más bien del capricho -quizás por celos, Pablo tiene una hermanita bebé- de dormir con los papás. Y ni papá ni mamá serán especialmente duros ni especialmente blandos con él.

Pablo recurre a un truco finalmente: los papás insisten en que duerma en "su" cama, y mamá le cuenta un cuento antes de dormir. Su genial idea es hacer él lo mismo con su muñeco de peluche. Es más que posible que los peques que lean este cuento quieran hacer algo igual. De hecho mis hijas lo hacen a menudo (eso de dormir a los bebés de juguetes cuando ya es hora de dormir también para ellas)

Como cuento es así de sencillo, como idea final es un buen truco a utilizar con los peques algo insomnes. Y en cuanto a las ilustraciones, están pintadas a trazos de aparente lápiz grueso, pintados como lo harían los niños (sobresaliendo de las líneas marcadas) y están llenos de colorido a pesar de que no son colores chillones, lo cual lo hace más agradable a la vista.

Un cuento para leerle a los pequeños o para que se lo lean esos primeros lectores ávidos de leer sus propios libros.

Anika Lillo

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar